Tu Poder Personal


Perdemos el poder cuando no nos reconocemos. Todos desarrollamos una personalidad que nos libera y esclaviza a la vez, reaccionando frente a situaciones cotidianas y adaptándonos a ellas sin apenas esfuerzo. ¿Qué quiero decir con esto? Que lo que a mí me molesta o estresa no es lo mismo que a ti, habrá personas que se mofen de nuestros estados emocionales simplemente porque no los comprenden. 

Pero nadie puede obligarnos a tener ideas negativas, tristes, catastróficas, dañinas…Pues nadie se puede meter en nuestra cabeza, ni tampoco sentir por nuestro propio corazón.

Todos tenemos reacciones al cambio porque somos humanos con temores y pasiones, con fuerzas y debilidades, lo importante aquí es conocer que nos provoca la temida depresión o perdida de poder, qué es lo que me irrita o molesta pero también qué es lo que me hace feliz. Indudablemente todos tenemos un pasado que sin este no serías la mujer u hombre que eres en este momento.
Muchos de nosotros queremos ocultar el pasado, o muchos queremos ocultar el presente viviendo en el pasado, tenemos miedo de que aquello que una vez fuimos se desvanezca ante nuestros ojos.
Quiero explicarte que es el poder personal, “y lo que hace a una persona con poder son todos sus dones, talentos y virtudes, anhelos, sueños y proyectos del alma. Todo aquello que te hace ser único porque sólo tú puedes hacerlo. Actuar para que las cosas sucedan, y cómo decía Carlos Castaneda en su libro viaje a Ixtlan “Un hombre no es más que la suma de su poder personal” No significa los bienes materiales que poseas, sino la intención de actuar de acuerdo a tu destino y hacerlo ya!

Y con esta extensa introducción me gustaría llevarte a que te des cuenta en donde pierdes tu poder. Para mí la mejor manera es escribiendo, lo mejor es que busques lapiz y papel y comiences por enumerar todas las formas y maneras de perder tu poder  y de la manera más sencilla posible te diré que perder el poder es ir en contra de ti mismo. 

Darle la espalda a tus sueños, ignorar tus proyectos, no escuchar tus emociones, perseguir y respaldar el sueño de otros cuando tú tienes MUCHOS! En suma ALEJARTE DE TI MISMO….No me malentiendas que seguro habrá muchos que digan pero eso es amor incondicional. ¡NO! El amor incondicional empieza por uno mismo, y no con el sacrificio de tus sueños, ni haciendo a diestra y siniestra lo que otros te piden hacer.

Cuanto más le damos la espalda a nuestro poder interior, a nuestra parte pura y divina más nos cuesta luego reconectar con él; dudando siempre de nuestras capacidades. Entonces creemos cosas que no son de verdad, actuamos como nuestros padres, abuelos, maestros, nos dijeron y nos olvidamos de quienes somos.

Y si te encuentras en este momento sin poder…Nada sucede por error, calma. Estás empezando a caminar sin ayuda, es sólo eso. Nadie te abandonó. Estás experimentando el acto más grande y puro de amor. Hoy sueltan tu mano porque saben que creciste. Es hora de que confíes en tu guía interior.
Conozco muchas personas que están sumidas en vidas ajenas, siempre buscando ser reconocidas, siempre halagando o envidiando los proyectos de otros pensando que nunca serán capaces de hacer algo por ellas mismas. Porque han dejado sus sueños por alguien más, hijos, parejas, o alguna creencia sin fundamento.

Si eres de las que no tiene pareja, te encuentras sin empleo o pasando por alguna  crisis. Amarte y respetarte en todo momento, permitirán que la profesión perfecta y la pareja más adecuada lleguen a ti. Cuando uno no se da la espalda, cuando uno se ama, entonces es divinamente guiado hacia las situaciones y relaciones más adecuadas para tu felicidad….El que no se ama, no tiene amor que ofrecer, aunque suene a titulo de libro, o frase de ayuda personal pero es una de las primeras verdades a saber, aparte del existir.

 Y bueno… ¿Y como recuperar el poder perdido?….
Los individuos empoderados, tienen ocho poderes específicos que surgen como resultado de un estado de conciencia elevada y de una profunda relación con Dios, el poder de interiorizar, soltar, tolerar, acoplarse, discriminar, juzgar, enfrentar y cooperar, funcionan en conjunto y de manera equilibrada entre lo que ocurre dentro y fuera del ser.
 Pero ¡ojo! Tolerar no significa que te pasen por encima, ni que des tus sueños ni necesidades por otros, sino que toleras las críticas de los demás sin que te afecten no sé si me explique, en pocas palabras eres tan fuerte que los demás no podrán hacerte daño con pequeñeces.


Somos los únicos responsable de nuestra felicidad. De nada sirve exigir a otros que nos hagan felices, ni tampoco culpar a otros, eso es de los tiempos de Carlo magno o de la inquisición, ya no estamos en esos tiempos de exigirle a alguien que tiene las mismas penas que nosotros y que nos haga feliz.
Atreverse a expresar nuestros sentimientos, saca todo aquello que te estorbe, pero hazlo con amor.

Podrás aplicar todas estas preguntas y sacar la realidad, que solamente tú tienes la capacidad de RECONOCERTE. Y estar seguro que en cada momento es bueno para volver empezar. Reprogramar nuestra mente con nuevos pensamientos de valía y merecimiento: 

Me merezco lo mejor y ahora lo acepto
Me amo y me acepto tal y como soy
Me autorizo a salir de las situaciones que puedan frenar mi vivencia de la felicidad. Estoy a salvo creciendo.

Durante siglos hemos buscado el poder fuera; en los padres, en los dioses, en los superiores, en los reyes, en los estudios, en los sabios, en magos, en videntes, o astrólogos, en la medicina, en la religión,… Ahora entendemos que el poder sólo lo encontraremos dentro de nosotros mismos, en nuestro interior.

Cuando dicen ya no hay nada nuevo bajo el sol, me asombro porque es pensar que ya no puedo crear, que ya no me puedo transformar, o cambiar…. Sí, sé que no será nuevo para muchos pero si será nuevo para mí….

4 comentarios:

estefania cañestro castro dijo...

espectacular articulo, muchas gracias por compartirnos esta valiosa informacion

MARIA CRISTINA dijo...

Excelente artículo, tus escritos ayudan a dejar atrás el pasado, a vivir un presente y a proyectar en sueños un futuro. Además animan al crecimiento personal, a tener nuestro amor propio como comienzo y a elevar nuestra autestima.

Isabel Garcia dijo...

Gracias x compartir lobestaba buscando

Fernando Bautista dijo...

Excelente articulo, muchas gracias.